Veamos como ve Dios el tema de las deudas.

DESCARGAR